Tras criticar la vestimenta que usaron las hijas de Barack Obama, Malia y Sasha durante el tradicional acto de indulto a un pavo en la Casa Blanca a víspera de Thanksgiving, Elizabeth Lauten, asesora de un legislador republicano ha perdido su trabajo.

Lauten, directora de comunicaciones del republicano Stephen Fincher de Tennessee, ha asumido responsabilidad por hostigamiento contra las hijas del mandatario estadounidense y confirmó a NBC que emitió su renuncia.

Y es que Lauten no sólo criticó los outfits de las adolescentes sino también su actitud, pues a través de su página de Facebook expresó que Malia, 16, y Sasha, 13, deberían de portar más “clase”.

Su post, el cual ya fue borrado, leía lo siguiente:

“Queridas Sasha y Malia, entiendo que están en esos años terribles de adolescencia pero son parte de la Primera Familia, traten de mostrar más clase. Tan si quiera respeten su puesto. Pero pues cómo si sus padres no respetan sus posiciones ni a la nación así que entiendo que no tengan buenos ejemplos en casa. Aún así, actúen como que la Casa Blanca les importa. Vistan como que merecen respeto no un lugar en una barra y mucho menos hagan caras durante eventos televisados”.

Tras haber publicado sus pensamientos Lauten se convirtió en trending topic (#FireElizabethLauten) donde gente en las redes sociales pedían que fuese despedida de su trabajo por faltarle el respeto y hacerle bullying a Malia y Sasha.

Consciente de que lo que había hecho estaba mal, pidió disculpas el 28 de noviembre y dijo que “después de muchas horas de oración” y de hablar con sus padres, se dio cuenta de lo “dañinas” que fueron sus palabras.

Pese a las disculpas que hizo, Lauten tendrá que dejar su puesto y cabe mencionar que la Casa Blanca no ha hecho ningún comentario al respecto.

Archivado En:

Want to read more articles like this one? SUBSCRIBE TO VARIETY TODAY.